viernes, 4 de junio de 2010

AMANECE


¡Este día que me obliga a abrir los ojos, que me entrega al mundo de nuevo y desea guardar inevitablemente tus dulces mentiras ...!
Sometiendo a tus caricias a enmudecer sobre mi piel, ¡este día con prisas pretende olvidar las rosas que dibujaste en mi vientre!, aquellas que brillaron en tus silencios como gotas de rocío... No encuentra el día la belleza de tu aliento entre las sábanas revueltas, ¡no quiere comprender que mi universo único entona su desesperada melodía en tu presencia!.


Tus manos retienen los minutos, aprisionan mis caderas,... liberan canciones nuevas.

En tus labios encuentro un lugar donde quedarme.

En tu mirada de sol, otra luna llena...

10 comentarios:

genialsiempre dijo...

Tórrido día el que amanece en tu escrito y el que nos toca soportar hoy, pero al menos tu prota disfruta de lo lindo

Anatxu dijo...

Que cosas más dulces escribes. A mi no me salen esas cosas.
También es verdad que no encuentro unos labios dende quiera quedarme para siempre..
besos, y a ver cuándo se te ve.

Pedro dijo...

Ojalá cada día nos regalase un amanecer así.
Es decir, ojalá pudiesemos estar siempre enamorados.

Un beso.

tangai dijo...

Ana. A mí se me ocurren algunos labios para quedarme, en aquellos que tienen, justo en la comisura, la tenue señal de ser una puerta a un universo paralelo. Ese es un buen lugar para pasar el día.
Para siempre, quizás no, pero, ¿qué importa el tiempo entonces?.
Gracias a Pedro y Jose María, ya sé que estoy algo perdida, pero prometo que intentaré ir el miércoles. Temo que se me pasen los detalles para la exposición, que no sé muy bien de qué va, y lo que habéis pensado. En el correo de Ra no me aclaré del todo. Un abrazo.

Víctor dijo...

Valor, fuerza o aceptación es la que tienes al entender que el día oculte las mentiras mientras deseas volver a caer en esos brazos...

No puede uno despistarse ni una palabra en tu lectura, pues cada letra tiene un significado profundo y metafórico.

Bello y complicado como la construcción de una catedral.

Un beso.

tangai dijo...

No es complicado, tan sólo es humano. Aunque medido como se miden las mareas. Y como las olas, llegan, se vierten mientras brillan un momento y regresan para volver a encontrarse.

Anónimo dijo...

tu nombre me sabe a copla...a bolero...ni contigo ni sin tí...no es nada eso. Fita

tangai dijo...

Me siento feliz por encontrar tu comentario en mi blog. Un privilegio para mí tus letras, Fita.
Y... sí es desgarro. ¿Quién quiere un amor que se clona, día a día?, ¿Quién desea no evolucionar? ¿Quién goza con el calor de una estatua?
¿Quién suspira dentro de una caja?
Un abrazo, compañera de letras.

May dijo...

Muy bonito e intenso!!! Si que escondes.... Tantos años conociendote y sin ver mas allá... en tu interior. Muy sorprendida me dejaste, seguiré aprendiendo de tus maravillosas palabras! Un beso

tangai dijo...

¡Mi hermanita! por fin te dejaste caer en la cornisa. Bienvenida, y vuelve, por favor. Muac!